La triste carta de despedida de Tatoo de La Isla de la Fantasía

Tatoo conquistó a la teleaudiencia en su papel en la serie "La isla de la fantasía"

El Señor Roarke y Tatoo eran el dúo que nos daba la bienvenida a todos los que vimos «La Isla de la fantasía» entre 1977 y 1984.   Los televisores, aún en blanco y negro y luego ya a color, proyectaban en Costa Rica una serie televisiva que capturó a los ticos porque en la serie sucedía lo que todos quisiéramos:  que haya una isla donde los deseos se hacen realidad. 

Una vida real lejos de la fantasía

En la vida real, Tatoo,  lejos de los reflectores hollywoodenses, se llamaba Hervé Jean-Pierre Villechaize. Nació en París.   En 1978 llegó a co protagonizar «La Isla de la fantasía» pero en 1984 fue despedido por comportamientos inapropiados con los otros actores. 

Se casó dos veces y se divorció en ambas oportunidades.  Sus últimos días los vivió junto a su novia Kathy Self pero el alcoholismo y la depresión lo llevaron a tomar la más trágica decisión, suicidarse a sus 5O años de edad. .

El Sr. Roarke y Tatoo co protagonizaron "La Isla de la fantasía"
El Sr. Roarke y Tatoo co protagonizaron «La Isla de la fantasía»

Triste final

Antes de acabar con su vida dejó una nota que refleja su estado depresivo y sensación de fracaso y abandono familiar.  Aclara que a su novia le quedaría todo bien material a su nombre.

La carta completa dice:

3 Sep 93

Desde los seis años de edad sabía que no había lugar para mí. Quién creería que mi ilegible mejor amiga no llamaría a mi madre para contestar a los Q’s. Espero que ella no se moleste. Todavía estoy vivo. Sepan por favor que Kathy tiene el derecho de que le confieren las leyes sobre mi salud, y mis pertenencias pertenecen a Kathy incluyendo los derechos sobre mis obras, películas y escritos, etc. Te amo demasiado, eso es tan solo uno de mis problemas. ¡Mamá! Mis hermanos y tú no existen en mi corazón, vosotros no os preocupasteis nunca, sino solo de vosotros mismos desde 1955, ¿¿¿recordáis??? Kathy lo hizo lo mejor que pudo. Vosotros no. De manera que ella se lo merece todo. 

Esto se enciende para un pedacito…

No puedo fallar con una bala dum dum – ¡Ha! ¡Ha! Nunca nadie supo mi dolor —durante 40 años— o más. Tengo que hacer esto fuera, da menos lío.

Hervé Villechaize se suicidó de un disparo en Hollywood, Los Ángeles, California, el 4 de septiembre de 1993, a los 50 años de edad.   Para la posteridad, quedará aquel grito inocente de «el avión, el avión», que decía el personaje de Tatoo en la apertura de la serie, y lo inmortalizó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.