Por: Lizeth Castro

Yo no quiero ser una mujer buena. Seamos francas: hay tantas mujeres buenas que mueren y que son portada de los periódicos.

Buenas para callarse, buenas para vestirse como quieren los maridos, buenas las que no trabajan fuera de casa para evitar pleitos porque los esposos son celosos, buenas las que no alzan la voz y guardan silencio aunque les peguen, buenas las que van de la casa a la escuela de sus hijos y de la escuela de sus hijos a la casa.

Buenas las que barren bien, limpian bien, aplanchan bien, sacuden bien y hacen bien el arroz y no reciben ni un cinco, porque todo lo hacen por amor.

Conocí a una mujer entera, de unos 40 años, que hacía todo lo anterior, bien. Ella era buena. Pero le pedía a Dios que su marido se atrasara cinco minutos cuando al arroz le faltaban cinco minutos para estar en su punto. Si el arroz no estaba listo, cuando él llegara, aparecerían las palabras humillantes “Buena para nada”.

Ahora ella sabe que es, lo que yo quisiera ser:

buena no, excelente.

Excelente para hablar de las cosas que no me gustan; excelente para vestir de la forma en que me sienta cómoda.

Excelente para trabajar y compartir mis talentos; excelente, para desautorizar toda forma de agresión; excelente para sentirme tranquila en casa, ir al colegio de mi hija, reunirme a tomar café con una amiga o un amigo, decir sí a alguna propuesta novedosa de trabajo, irme a teñir las canitas

Te recomiendo de Archivo: “A mi ex”

Y sí, admiro a las que son buenas, porque claro que lo son! barriendo, limpiando, aplanchando, sacudiendo y haciendo el arroz… pero qué excelente sería que reciban por ello dinero, que lo manejen y que se chineen, porque sé que todo eso, la mayoría lo hacen por amor.  Si alguna considera que esto está bien, la respeto, y espero que reciba a cambio la misma consideración de parte de quienes ama. 

Yo no quiero ser una mujer buena. Lo bueno no es lo mío. No nací para eso.

Lo mío es lo excelente, porque la vida no es sólo buena, o me vas a decir que reírte a carcajadas con tus amigas es simplemente bueno? O que recibás una llamada de amor de tu marido, ese hombre imperfecto que te ama a vos imperfecta, es tan sólo algo bueno? O que tengás un cheque y decidás comprarte unas botas divinas que viste en la vitrina de aquella tienda, es un detallito apenas bueno? O que tus hijos vean que vas al colegio porque aunque las reuniones son aburridas, los amamos y nos aguantamos los regaños de sus profes, es algo buenillo? ¡Qué va!

Yo no quiero ser una mujer buena. Yo lo quiero todo, a Dios conmigo, y no acepto menos que eso.

Acerca del Autor

Soy periodista desde que tengo uso de razón. Siempre me gustó preguntar por todo y escuchar respuestas, incluido el silencio como la mejor en algunos casos.

27 comentarios

  1. yorley valverde on

    Hola Liz vieras que me identifico con esa mujer de la describiste ,estoy en el proceso de ser una mujer excelente ,cueste lo que cueste lo voy a lograr con la ayuda de dios, gracias por todas tus historia siempre te escucho por la radio todas las mañanas, bendiciones

  2. Hace unos dìas tuve una discusiòn “normal”, con mi esposo el amor de mi vida, discusiòn que se fue de las manos y se enteraron en su familia, para mi sorpresa 8 años de convivencia familiar no me dieron ni una pizca de comprensiòn; su mamà, su papà, sus hermanos y hermanas le dijeron es la oportunidad para que se divorciara de por si esa mujer no es buena, no soy buena porque estudié, porque trabajo, porque segùn ellos regalarle ropita bonita y colonias a mi esposo es para que el esta a mi altura, soy mala porque le enseñe a mi esposo a planchar su ropa, porque ya sabe hacer arroz y fideos, porque cuando el llega del trabajo yo no he llegado y le ayudo a pagar las deudas. No he sido buena porque mi cuerpo no ha querido responder a tener un bebè, y segùn ellos es porque yo soy perezosa.Soy mala mujer porque Dios sabe como tendrè mi casa, la tengo limpia, ordenada lo que pasa es que nunca estamos para que nos “visiten” ( o me hagan auditoria domestica). Soy mala mujer porque desde novia nunca me deje de mi esposo jajaja, pero siempre hablamos para llegar a un acuerdo. Soy mala mujer porque no hago pan, lo compro; porque le pongo sanguches de almuerzo a mi esposo. Y aunque no lo crean mi estimada suegra me dijo todos mis defectos de mala mujer en la cara, pero ahora estoy con mi esposo ya entendiò que las cosas las arreglamos entre nosotros en la casa y yo entendì que todos estos años mi otra familia me hizo la masa aguada porque para donde agarraban. Ay que rico me desahogue, gracias!!!!!

  3. Johanna Mata on

    A mi las mujeres buenas no me incomodan lo que creo es que se merecen un hombre igualmente BUENO que es la gana de hacer cambiar a la mujer si ella quiere ser ama de casa que lo sea lo que la sociedad sedeberia enfocar a cambiar es a los hombres golpeadores, abusibos, gritones agarrados con sus esposas, que cómodo es para la sociedad decirle a la mujer su esposo le pega le agrede le hace sentir inferior, bueno señora busquese un trabajo liberece y alejece de él por que si su esposo le golpea no es mas que Su propia culpa, entonces ella se va se convierte en una mujer excelente capaz de vivir sola y de emprenderce como mujer trabajadora, cosa que no critico lo que no logro terminar de entender es quien se preocupa x el agresor que quedó atras, ese hombre va a buscar otra mujer buena (no excelente) es decir que aun es buena. y le va a arriar hasta que la nueva se convierta en excelente. en el proceso van a estar niños que van a aprender estas conductas y seran hombres malos y mujeres buenas (posibles a convertirse en excelentes si no las matan antes) …..SOCIEDAD hagamos algo por los hombres malos, por favor no esperemos que las muejeres salgan x si mismas … vivas… si es que salen

  4. DEMASIADO chiva! La descripción de lo que pienso… :’) ! algún día seré una excelente mujer!

  5. Sin palabras, definitivamente tu ´´blog´´ es de los mejores por tan excelentes reportajes o historias…………. Gracias Liz

  6. Soy excelente tengo 30 años estudie me case y trabajo tanto fuera de casa como dentro y tengo un esposo excelente , yo puedo dedicar tiempo a mis cosas a chinearme y chinearlo.. Veo que muchas toman el comentario de lizeth como liberarse y rebelarse contra la pareja por favor señoras todo esta vida debe tener balance conozco muchas mujeres que se dedican al hogar y se cuidan más que las que viven solas y trabajan porque son mujeres virtuosas, todas ocupamos un compañero en algún momento de la vida, las mujeres somos cabeza y no cola y debemos saber eso en cualquier lugar que estemos sea en casa en trabajo donde sea, si no quieren hombres malos tome se su tiempo para decidir unirse a alguien, pongan su relación en manos de Dios y si es el elegido hágalo Pero no hagan convivencia de buenas a primeras a ver que pasa o solo porque tiene esto o aquello la unión de dos personas debe ser pedida en oración con anticipación , y si se equivocaron y ya están hasta el cuello Dios cambia lo que es imposible …

  7. jose F. abarca barrantes on

    Definitivamente los hombres debemos ser enseñados a este respeto, por años la sociedad y muchas madres no entendían la gravedad de estos comportamientos y traumas en ambos sexos. Se nos enseñaba mal. Algunos tuvimos la dicha de ser educados con madres opuestas a ser Buenas y a entender que todos colaboramos y hacemos y que la esclavitud debe desaparecer.Sigamos educando y seamos responsables para tener buenos hogares con respeto y responsabilidad compartida.36 años de experiencia y educación mutua , si.se puede.

  8. Me identifiqué mucho con tu comentario Aby, la verdad es que cuando yo y mi pareja decidimos vivir juntos la única condición que le puse fué la de irnos a vivir en terreno neutro, ni cerca de su familia ni de la mía, ósea, ni con Dios ni con el Diablo (El diablo viene siendo algo similar a cierta señora con complejo de Reina que cree que donde uno la ve hay que ir siempre a hacerle reverencia y hasta la fecha vive mordida porque saqué a su hijo de su palacio donde todo se le servía en la mano) El caso es que por más de 20 años crecí viendo a mi madre, una mujer increíblemente buena vivir sometida a un Ser humano despreciable, invivible, machista y mal agradecido en todas las formas habidas y por haber. Amo al padre de mi hijo pero antes de juntarnos le tenía advertido quién era yo, como era, tal cuál y cómo era mi familia para que entendiera mis expectativas y que yo podía ser una buena mujer dentro de mí concepto. Nos ha ido muy bien juntos y tenemos un hijo al que adoramos, pero me ha tocado tener roces por su familia porque soy una mujer joven pero de mucho carácter y les he dejado muy en claro que no estudié tantos años para quedarme encerrada en 4 paredes de empleada doméstica y menos de mantenida de nadie. Quiero que mi hijo vea una madre que ha sido una mujer esforzada, trabajadora y con el temple para poder vivir con una voz que dice lo que quiere, lo que le gusta, lo que le parece y lo que no sin ningún miedo. A mi pareja le costó mucho al principio entender que no se le iban a caer las manos por lavar platos, cocinar o barrer porque es parte de una convivencia más justa y más sana. No le ha gustado que ponga en raya a su madre pero sabe que por mucho que lo quiera me quiero primero yo y no voy a dejar de ser quién soy aunque a ella le dé un tus! Soy mandona y peliona pero buena, mala o excelente estoy felíz de ser quién soy y mi mamá ya ha aprendido mucho de mí y ella ahora es también más felíz y ha aprendido a auto valorarse como tiene que ser.

  9. Flor Maria Barboza Ceciliano on

    Excelente…cuántas mujeres viven toda una vida siendo buenas y dejando de lado una serie de proyectos en su vida…solamente por ser etiquetadas de esta forma..Me encantó este artículo…demasiado cierto

  10. Normalmente la familia de la pareja piensa que uno no es una mujer buena o incluso no es una mujer excelente por el simple echo de que uno no se deje del esposo o que no seas pues aunque suene feo como ellas que siempre estan para servirle al esposo tipo empleada, uno siempre busca ser una mujer excelente, trabajando, no dejandose del esposo, enseñandole a planchar, cocinar, lavar, limpiar ellos tambien puede hacerlo tratando de salir adelante no dependiendo de una persona y que uno haga eso no quiere decir que deje de ser una mujer excelente es solamente que en su mente retrograda no cabe eso de mujer independiente, feliz y excelente…
    me encanto tu comentario y me senti 100%identificada

  11. eugenia Solano Vásquez on

    Excelente comentario,de una persona tan humilde como lo es Liseth es admirar como habla y se expresa siempre a favor de quienes por miedo no lo hacen

  12. Yorleny Bolaños on

    Sabes Lizeth… esas palabras de hoy en adelante van a ser mi fuerte. Demasiado ciertas y sentí q me las decías a mí frente a frente.

  13. Gabriela Masís Fajardo on

    No soy tan buena como lo que describes, no obstante, en muchas cosas he sido permisiva y con ello me he fallado. Pero a mis cuarenta años he decidido ser excelente paso a paso. Tener metas y cumplir sueños. Soy educadora y amo mi trabajo. Mis alumnos son ya parte de mi segundo hogar pero esa escencia de mujer se ha perdido en el camino y es algo que debo recuperar por mí misma. Ese artículo ha sido un aliciente más para continuar. Perdonar mis equívocos y ser mejor, una mujer renovada que se traza una nueva ruta de manera positiva y llena de fe. Mil gracias.