Calma corazón

Calma corazón que esto también pasará. Este miedo no se quedará estacionado, se moverá.

No palpités con tanta angustia;  calma, sólo tenés que esperar. Me imagino que la pregunta que nace de la duda, tendrá  respuesta en su momento. Supongo que la oscuridad que nace de la tristeza, se resolverá envuelta en luz. No lo supongo, así es. Así ha pasado. Así sucede. Al final hay luz.

Yo quiero corazón que nadie te calle.  Que hablés de lo que sentís porque si no, te ahogás. Hacelo. Eso espanta el miedo y te hace reír de lo que veías tan enorme e invencible.

Calma corazón, que esto es parte de la vida. Vos, seguí latiendo, que la mayoría de cosas se desenredan cuando empezás a detectar los nudos y les ordenás que desaparezcan. Así de poderoso sos.

Tranquilo, corazón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.