Diciembre con «d» de depresión

Depresión en navidad, lamentable y usual

Sí hay un mañana” . Con esta frase cargada de seguridad y empatía, Wilson Vargas, se dirige a todas aquellas personas que están enfrentando una depresión. Él la vivió y hoy se dedica a llenar de esperanza la vida de quienes están pasando por esa situación.

“En la desesperanza de la depresión, pensamos que no hay un mañana, pero si hay. Hay muchas personas que hemos pasado por una depresión y aunque no es fácil salir de ella, si se puede”.

Para muchos, navidad no es felicidad

En CR aumentó el número de suicidios
En CR aumentó el número de suicidios

El mes de diciembre es conocido como el mes del amor, la magia y la alegría, sin embargo, para muchas personas es un mes que trae consigo recuerdos, soledad y tristeza. Es por ello que la navidad lejos de ser un motivo de sonrisa, es un momento de lágrimas.

“En este mes nos volvemos más sensibles. Influye el clima, la música, las remembranzas, todo ello nos lleva a algunos a desear no estar vivos».  Vargas hace una llamado a quienes viven con la persona en depresión:  «Es entonces cuando debemos ser empáticos, respetar el caso de cada uno, porque lo que para mí no es importante para otra persona puede ser que sí”.

Ayuda basada en testimonios

Hace diez años nació la Fundación Vida, de la que Wilson forma parte.

Está conformada por un grupo de personas que han estado sumergidos en la depresión, pero que han logrado superarla. Con sus testimonios cargados de resiliencia, todos ellos se dedican a acompañar, orientar y ayudar a todas las personas que enfrentan está situación.

Sé por mi propia experiencia que, aunque hay personas llenas de buenos deseos que se acercan a colaborar, una persona con depresión necesita escuchar a alguien que se identifique con él, que haya pasado lo mismo y que salió del abismo. En la Fundación Vida impulsamos a los demás mediante el testimonio”.

Adónde acudir

La tasa nacional de suicidios en Costa Rica, pasó de 6,4 en el 2017 a 7,2 por cada 100 mil personas en el 2018, y el intento de suicidio aumentó un 65%.

En muchos casos es la depresión la que lleva a quitarse la vida, sin distinción de edad o género. Todos estamos llamados a identificar cualquier señal de alerta y a preguntar al que está al lado: ¿Cómo se siente?

“Nos falta empatía, se subestima la depresión, se encasilla a la persona que se siente mal por una u otra razón. Todos somos diferentes, todos nos sentimos tristes o felices por una u otra cosa y debemos respetar esas diferencias. Si ve a alguien que necesita ayuda, cuéntele de nuestra Fundación. Si su depresión está muy avanzada y no quiere ir, eso es un 911, llámenos y nosotros llegamos. No pensemos que nunca nos va a pasar”.

Fundación Vida se reúne todos los sábados a las 4:00pm en Santo Domingo de Heredia. Más información al 6031 0720.  

Periodista: Wendy Arias

Te recomiendo de Archivo:  Una mamá también puede tener depresión

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.