Mis hijos no son lo que esperaba, ¿y ahora qué?

Por: Rafael Ramos

¿Será doctor, será bombero, será músico o bailarina, serán buenas personas, cómo serán nuestros hijos?. Todos los padres y madres, tienen un plan, una idea de lo que quieren para los hijos, proceso que es normal, pero qué pasa cuando nuestros hijos no son lo que planeamos, tenemos que ver varios aspectos:

  1. Puede que ellos no respondan a nuestras expectativas:  Pero que tomen caminos diferentes, que no nos gustan, puede que no esté mal, pues que a uno no le agrade, no significa que van por mal camino, significa que esta haciendo su camino.
  2. Puede que ellos rompan esquemas: Que se salgan de la educación formal, para entrar en preparación técnica, o laboral no tradicional, en el tanto esto los realice, vamos por buen camino.
  3. Puede que ellos tomen caminos oscuros: Cómo el de la vagancia, el mal aprovechamiento de las oportunidades…En estos casos, es nuestro deber orientar, procurar una relación que los ayude a reencausarlos.
Cuando nuestros hijos toman caminos que no son los que esperábamos, no todo tiene que ser leído desde el drama o el enojo.
Este es el consejo que el Dr. Rafael Ramos comparte, en video:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *