La historia de los helados que te hacen pecar sin remordimientos

Los helados de Eduardo y su hijo son altamente nutricionales

Periodista: Wendy Arias/

Ese vínculo único entre padre e hijo que solo el amor explica, es el motor de los protagonistas de esta historia. Ellos son dueños de un sueño compartido que hoy cultivan hombro a hombro, para ver florecer. Se trata de Eduardo Pacheco y Andrés Pacheco, quienes hace poco más de un año decidieron aventurarse como emprendedores de su propio negocio.

“Mi hijo y yo somos fiebres por el gimnasio y por compartir diferentes cosas juntos. A él se le ocurrió la idea de emprender. Queríamos algo saludable y novedoso. Viajamos a Las Vegas y vimos varias ideas, buscamos entre muchas opciones, hasta que encontramos la opción de pecar sin remordimientos“, cuenta Eduardo.

Un helado saludable

La pasión que comparten por el ejercicio y la comida saludable, llevó a padre e hijo a innovar con un helado de alto valor nutricional. Tras un trayecto de prueba y error que tardó poco más de un año, hace seis meses que las paletas New Life en chocolate, vainilla y fresa se vendan en nuestro país. Su principal diferenciador es que contienen un 12% de proteína, menos de una porción de carbohidratos y dos gramos de grasa. Además, no contienen ni azúcar ni gluten.

Paletas con sello tico

“Lograr la textura y sabor, fue todo un proceso, pero al final se logró un buen resultado. Es apto para quienes gustan de la comida sana o el ejercicio como mi hijo y yo, también para aquellos que son celiacos e intolerantes a la lactosa o para cualquier persona porque sustituye bien a un snack. Resultó vacilón porque creímos que se venderían más en los gimnasios, pero resulta que se han movido más en los supermercados. Estamos muy motivados, es satisfactorio escuchar los comentarios positivos de la gente, saber que les gusta. Andrés y yo sabemos que emprender es arriesgado, pero reconfortante si se trabaja y disfruta el deseo”.

Eduardo se encuentra enfocado en hacer crecer el proyecto y en poder posicionar el helado en más establecimientos. Su hijo Andrés quiere estudiar nutrición y así aportar su conocimiento desde esta área. Lo cierto es que juntos, padre e hijo demuestran lo gratificante que es aventurarse a cumplir un sueño, demostrando que cada anhelo puede cumplirse si se incluye una dosis de perseverancia, otra de trabajo y una más de amor.

Si le encanta cuidar su salud, los helados con proteína se venden actualmente en supermercados Vindi y Automercado; y puede conocerlos más aquí https://www.newlife.cr/.

Lee de Archivo: La emprendedora que inició en la sala de la casa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *