Soy tu esposa, ¿te acordás de mí?

Hola, soy tu esposa, ¿te acordás de mí? Hace 22 años me pediste matrimonio. Qué día más hermoso…Cuántos invitados!!  En aquella foto salimos llenos de queque, te acordás? Era la foto que tenías en el escritorio hasta que la sustituiste por la de los chicos, nuestros pequeños tesoros que tanto nos llenan el alma.

Los chicos son nuestra alegría, no tengo la menor duda de que mi ser de madre se siente absolutamente realizado. Yo mamá feliz, vos papá entregado… Pero ahí te fui perdiendo.

Los besos, las caricias, los abrazos tuyos hacia mi, se fueron convirtiendo en pequeñas muestras de amor y luego en cariño de amigos.  Y ahí, esposo mío, te seguí perdiendo.

Yo te hablé en algún momento de que no era sana tanta distancia que las prisas y la rutina nos estaban obligando a vivir. Algún día comentamos que nos gustaría ir sólos a un viaje y no lo hicimos. Pensamos siempre “Jamás sin los chicos”… y ahí nos fuimos perdiendo. Y lo peor, yo empecé a decidir que no me había tocado que me amaran el resto de la vida.

Hoy te reconozco porque sos el papá que siempre soñé para los hijos;  siempre vos tan buen hijo, tan buen vecino, tan buen hermano… Hasta ahí.  Nosotros dos, amantes, esposos, compañeros, ya no existimos, nos morimos de inanición, no nos alimentamos, la planta murió; un cáncer llamado indiferencia hizo metástasis en mi alma y ya no hay nada que hacer.

En este punto, esta mujer que está aquí, que lleva años deseando sentirse mujer, te dice adiós. No hay resentimientos.  No hay peleas.  Siempre serás el padre de mis hijos. Y yo la madre orgullosísima de ellos, que por cierto, ya son grandes.

Duele mucho fingir que todo está bien. Mi soledad se acaba junto a vos. El tiempo sigue y la vida no se detiene. Hasta aquí. Hoy lo decidí.

15 comentarios en “Soy tu esposa, ¿te acordás de mí?

  1. Q triste leer tantos testimonios, q representan la cruel realidad de tantas familias, lo he visto por años en el matrimonio de mis padres, q hace años dejaron de ser pareja, de tomarse de la mano, de dedicarse uno al otro, hoy son un conjunto con nosotros, donde reímos, lloramos, paseamos… con ambos, pero desempeñando un rol de padres, abuelos, suegro, suegra…lo veo en menor escala, quizá apenas en etapa inicial en mi matrimonio de apenas 4 años, y aun sin hijos, y ya pinta trazos el de mi hermana de 3 (con una pequeña )…q alarmante, será acaso el destino irreparable de este ritmo de vida tan acelerado, tan tecnológico, tan mecanizado…tan deshumanizado…a donde va la esencia, la base de la familia, si deberíamos tener claro q ser madre, docente, enfermera, tía, abuela, no implica dejar de ser esposa…q gran reflexión, la vida debe continuar, la edad adulta y la adultez mayor se pueden vivir mejor con una vida de pareja a plenitud! Tarea p tod@s…

  2. El matrimonio no es fácil, lo que sí se es que vale la pena luchar y buscar todos los medios posibles para seguir adelante con la ayuda de Dios por supuesto.
    Lo que pasa es nos hemos vuelto egoístas y pensamos sólo en nosotros mismos; es el otro el que debe darnos atención y amor y se nos va olvidando de que ambos necesitamos afecto, cariño, atención, etc….
    Siempre hay que sacar tiempo para un abrazo, un beso, un te amo….
    Mi esposo y yo llevamos 20 años de matrimonio y hemos tenido crisis matrimoniales; pero gracias a Dios también nos hemos dado la oportunidad de superar los conflictos y seguir adelante.
    Y como lo dije antes, no es fácil pero vale la pena!
    Dios confió en nosotros para que formaramos un hogar, confiemos en que Él llevará a buen término la obra que inició.
    En la medida de mis posibilidades ruego al Señor siempre por los matrimonios y las familias, porque sé lo que se sufre cuando uno siente que ya no tiene fuerzas ni esperanzas y lo que desea es dejar todo botado .
    Pero ánimo,sí se puede con la fuerza de Dios!

  3. La triste realidad de mi vida 🙁
    Mi esposo y yo tenemos 9 casi 10 años de casados y dos hermosas hijas.
    La verdad es q justo como dice la carta, él es el padre q soñé para mis princesas pero nuestra relación cada vez es más distante y veo como poco a poco hemos dejado de ser pareja para pasar a ser solo padres y talvez “amigos con derecho” q casi nunca tenemos un espacio para nosotros y para see novio de nuevo… Talvez 2 veces hemos estado juntos solo el uno para el otro en 10 largos meses 🙁
    Esto me da mucha tristeza xq yo lo Amo y realmente he hecho mi mejor esfuerzo para revivir nuestra relación pero él no reacciona…
    He pensado q talvez tenga otra mujer pero estoy casi 100% segura q no es así, simplemente nos estamos muriendo de inanición como dice la carta, poco a poco y me duele en el alma!

  4. Muchas veces las mujeres se pasan al momento de jugar de.víctimas. Que ganan con quejarse? Busquen una soluciòn y actúen.
    Es tan difícil planear un viaje? Mostrar interés?
    No todo es tarea del hombre. Si el hombre cae en la rutina, no cometan el mismo error, busquen variedad y alegría en la vida, no culpables, el problema es q nos quejamos y quejamos y no hacemos nada.
    Si tu pareja no demuestra iniciativa, ténla tú; no hagas las cosas para nadie màs, hazlas para ti misma, quièrete a ti misma. Si no te quieres a ti misma, como esperas a alguien màs te quiera?

  5. El matrimonio es para toda la vida, se debe luchar por tener comunicación, diálogo, detalles, recobrar los tiempos de novios,donde hay amor y hubo fuego quedan las brasas del calor que puede encender el fuego, les recomiendo el canal de youtube encuentromatrimonialcostaríca. Les cambiará la vida en su matrimonio. Bendiciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.