Estar sola, estando acompañada

Algunas veces estando sola, estás acompañada

Pienso que debiera ser pecado capitalEstar sola estando acompañada.

Peor que la infidelidad, peor que el engaño, peor que lo peor, haber escogido a aquel que te hace sentir sola,  diminutamente sola, gigantemente sola, estando acompañada,

Vacía por dentro con una sala llena de muebles,

fría por dentro con el sol más majestuoso,

perdida por dentro,con la brújula del celular diciéndote que para allá es el este,

en vela por dentro y por fuera con los ojos cerrados,

sin palabras por dentro, agotadas las salidas y por fuera hablando y caminando hacia algo,

condenando al amor a la pena de muerte, y por fuera pronunciando propuestas que suenan a amor,

sabiendo la verdad de la soledad por dentro, y la mentira de la compañía por fuera,

sola estando acompañada.

La canción “Algunas veces” de José Luis Perales me lo recuerda.  Hoy es anécdota en mi historia y en la voz de Perales, se le pone música al silencio más triste, ese que es obligado y no escogido

Te recomiendo de Archivo:  En soledad

 

2 comentarios en “Estar sola, estando acompañada

  1. Muy cierto lis…pero necesariamente no solo en referencia a tu pareja…..a veces lo tenemos todo y estamos tristes…estamos enfermos esperamos siempre lo que damos pero no material, esperamos un hola, un como estas tantas muestras…en fin Perales siempre se luce con estas bellezas….

  2. Lo viví.. y es lo más triste que una persona con ilusiones y que ha luchado por una familia pueda vivir. No siempre la persona que más ríe es la más feliz.. 💔

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.