Wendy Cruz, II Parte “Con lucha, los premios saben mejor”

Wendy Cruz y su esposo Daniel se sometieron a un tratamiento para poder ser padres

Cuando era pequeña, Wendy Cruz se metía almohadas debajo de la blusita para que se le viera “una pancita parecida a la de las mujeres cuando esperan un chiquito”.  Ese era su juego inocente pero en realidad ese era el deseo de su alma, que se mantuvo vivo siempre.  Por eso cuando los doctores le dijeron que ella no podía ser madre, Wendy no lo podía creer.

La “infertilidad”, en su caso, estuvo asociada con un medicamento que tomó cuando padeció de una enfermedad;  en aquél momento los médicos que la trataron  le dijeron que en un futuro podría darle problemas de fertilidad pero en las condiciones en las que estaba,  era indispensable tomárselo y asumir riesgos.  En efecto, la advertencia lamentablemente se cumplió.

Cuando la periodista costarricense, -quien ya trabajaba para Univisión-, decidió con su esposo Daniel ser mamá y papá, reciben la noticia de que eso no podría ser a menos que se sometieran a un tratamiento médico.  Pasaron 5 años para que Wendy Cruz, según nos cuenta “hablara con Dios, y me quedó claro que yo vivía en un país donde todo podría ayudarme a ser mamá;  la ciencia podía ayudarme”.  

Hoy Wendy abraza a sus dos tesoros y le da gracias a Dios por haberla dejado dar la lucha junto con su esposo para tener la familia que siempre soñó.

Esta es la segunda parte de la entrevista de Lizeth Castro con Wendy Cruz, quien además comparte las razones de su renuncia al puesto al que aspiran miles, ser el rostro de Univisión en Dallas.

Te recomiendo de Archivo: Wendy Cruz, I Parte “Con lucha los premios saben mejor”.

2 comentarios en “Wendy Cruz, II Parte “Con lucha, los premios saben mejor”

  1. Que dichosa me alegra por ella vieras Lis que yo tuve a mi hija entre los 16 /17 años y le digo ahora que yo la amo pero que por favor haga ella las cosas mejor que yo porque a ella y a mi otro hijo los e sacado adelante con la ayuda de Dios y de mis padres pero como cuesta le digo a Cami que termine su carrera ahora ya tiene 18 es estudiante de medicina falta por vivir viajes amigos un día el amor el éxito laboral y si Dios lo tiene en sus planes tener hijos me gustaría que ella pueda disfrutarlos más de lo que yo lo hice porque ella a sido muy fuerte muy valiente y mi hijo también al ser yo una madre trabajadora los hijos son así guerreros mi hijo menor inicia también pronto una nueva faceta y yo vivo solo algunos de sus éxitos y me siento orgullosa pero me gustaría estar más ahí y es difícil ser policía mamá ama de casa esposa hija tenemos un trailer y administrar en medio de una carrera de administración inconclusa y aprendiendo todos los días empíricamente todo a prueba y error cuesta más pero cada paso de mi familia me enorgullece

  2. Extraordinario! Mi historia es similar, sólo que tengo 3 hijos que son mi tesoro. También con una carrera profesional al máximo, aún más de lo que siempre soñé…y lo dejé todo por estar en mi casa, dándole todo mi amor a mi esposo y mis hijos…hoy sé que fue la mejor decisión de mi vida! Aún y cuando me enfrenté a duras críticas y burlas de propios y extraños, Dios me ha recompensado! Felicidades Wendy! Gracias Liz por lo que hace!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *